Carcabuey se independiza de la Subbética

“Carcabuey proclama la independencia y se separa de la Comarca de la Subbética”.

En las últimas horas Carcabuey ha conseguido la independencia de la Subbética Cordobesa y su Comarca que hasta hoy estaba integrada por los municipios de Almedinilla, Benamejí, Cabra, Carcabuey, Doña Mencía, Encinas Reales, Fuente-Tójar, Iznájar, Lucena, Luque, Palenciana, Priego de Córdoba, Rute y Zuheros.

A partir de hoy la Comarca la conformarán 13 municipios y Carcabuey instaurará la llamada República del Membrillo, acogiendo a la hasta ahora aldea de Algar, como sede gubernamental. Como primera medida para autofinanciarse se impondrá un peaje al inicio del Puente de la Media Legua y otro en la curva de Palojo, antes de subir al Puerto del Mojón.

Antigua Comarca de la Subbética

No se han hecho esperar las reacciones a pie de calle donde los carcabulenses se alientan unos a otros con proclamas como: “Se estaban aprovechando de nuestros olivos, de nuestro prestigioso Aceite de Oliva” o “El Turrolate está sobrevalorado” también nos apuntaban que “Pronto nos iban a copiar la idea de una carnicería con un cajero automático”. 

Un policía local o sucedáneo, con un uniforme de paisano, no parada de usar el silbato e iba poniendo multas a todos los coches que estaban estacionados en las calles centrales del pueblo mientras dirigía el tráfico. Nunca llegamos a descifrar lo que murmuraba, por lo que creemos también que Carcabuey estuvo adoctrinado a sus habitantes desde el colegio con una nueva lengua.

En los próximos días se creará una nueva Denominación de Origen Protegida para apoyar a los productos alimenticios de la República del Membrillo con la Chafaina por bandera y el Charco como bebida oficial.

Al irnos, curioseando por las inmediaciones, nos acercamos a un hombre de pelo rizado que gritaba “¡Estamos desaprovechando el poder curativo de las plantas!”. No entendimos su proclama, pero cuando nos marchábamos, nos volvió a llamar la atención gritando “¡Volved!, os hago una infusión con tomillo”, y fue cuando nos marchamos sin mirar atrás gritando…

¡QUE VIVA LA REPÚBLICA DEL MEMBRILLO!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE